AISLACIÓN   TÉRMICA

La alta capacidad aislante de este material se debe a la muy baja conductividad térmica que posee el gas espumante ocluido en el interior de sus celdas cerradas.

 Los componentes están diseñados para conseguir una estructura liviana, rígida y de celdas cerradas.  Estas encierran en su interior el agente expandente que, al estar inmóvil, otorga características de aislamiento térmico muy superiores a las de otros materiales que encierran en su interior otros productos (aire, anhídrido carbónico, etc.).

 El resultado siempre será una espuma rígida de baja densidad y con un coeficiente de aislamiento térmico inmejorable.

 Un poliuretano de 25 mm de espesor puede aislar térmicamente un ambiente interno que permanecerá a 20º por una cara, mientras que por el lado exterior de la cara pueden fluctuar -5ºC.

ver más
ver más

aislación   hidrófuga

Es un material impermeable al agua en estado líquido debido a su estructura de celdas cerradas no comunicadas entre sí. 

  Puede utilizarse también en productos de flotación, sellado de juntas, claraboyas, filtraciones, etc. 

AISLACIÓN  ANTICONDENSANTE

El poliuretano es anticondensante, evita la formación de humedades de condensación, ya que se establece una barrera térmica que impedirá que el tabique interior de cerramiento alcance baja temperatura y se condense la humedad del interior. Al formar una capa monolítica, sin espacios intermedios, se resuelve el problema del goteo por condensación.

ver más
cargando....